Ir al contenido principal

Como afectaria al mundo una inminente depreciacion del dolar

El déficit de cuenta corriente de los Estados Unidos alcanza niveles récord. Muchos economistas presagian una depreciación de dólar. ¿Cómo quedará configurada la economía global bajo un escenario de dólar débil?

El déficit de cuenta corriente norteamericano está alcanzando niveles historicos. Ya llega a 857 mil millones de dólares (y sigue creciendo). Para financiarlo, Estados Unidos absorbe grandes cantidades de capitales mundiales y se endeuda a toda máquina.

Desde luego, las fenomenales espaldas financieras de la primera potencia mundial (y su avanzado mercado de capitales) le permiten sostener el déficit durante mucho tiempo. Sin embargo, en algún momento, es un hecho que los Estados Unidos se verán obligados a equilibrar sus cuentas externas.

¿Cómo (y cuándo) se realizará este proceso? ¿Cómo impactará sobre la economía mundial? ¿Cuál será el nuevo ambiente de negocios?

Una investigación del McKinsey Global Institute nos ofrece una guía para orientarnos en el panorama económico mundial que se viene. En principio, pueden distinguirse dos posibles escenarios para el corto y mediano plazo.

Escenario 1: Estados Unidos mantiene su déficit por los próximos cinco años (y el mundo es capaz de seguir financiándolo).

Algunos creen que la economía norteamericana es incapaz de sostener el actual nivel de déficit durante un lustro más. Sin embargo, advierten los investigadores, este no parece un escenario demasiado improbable.

Al fin y al cabo, la deuda externa norteamericana está denominada en dólares. Y, aun suponiendo que el déficit siga en niveles actuales, la deuda llegaría, en 2012, hasta un 46 por ciento del PBI. Desde esta perspectiva, no parece un escenario tan apocalíptico. Australia y México, por ejemplo, presentan un nivel similar de endeudamiento.

Escenario 2: Mega depreciación del dólar para equilibrar las cuentas


Según las estimaciones de los investigadores de McKinsey, una depreciación del 30 por ciento del dólar podría equilibrar las cuentas externas norteamericanas hacia el 2012, gracias al abaratamiento de las exportaciones estadounidenses y el encarecimiento de las importaciones.

Y, en el escenario del debilitamiento del dólar, se producirían fuertes efectos sobre los flujos mundiales de comercio e inversión.

Para las corporaciones europeas, un dólar débil significa una mayor competitividad-precio de los artículos industriales y tecnológicos norteamericanos. Así, Europa perdería participación en el mercado estadounidense y enfrentaría mayor competencia de productos "made in USA" en distintos mercados mundiales.

Por lo tanto, señalan los investigadores de McKinsey, las corporaciones europeas deberían prepararse para una eventual depreciación del dólar a través de una mayor diferenciación de sus productos.

El escenario del dólar débil tampoco parece demasiado feliz para naciones asiáticas como Japón, Corea y Taiwán, que actualmente mantienen fuertes superávits comerciales con los Estados Unidos. Según las estimaciones de McKinsey, la depreciación del dólar teñiría de rojo su comercio bilateral, forzándolas a buscar otros mercados para sus exportaciones.

China, por su parte, parece estar a salvo gracias a su fabuloso superávit comercial bilateral con los Estados Unidos. Incluso en el escenario de una abrupta depreciación del dólar, su competitividad vía precio seguiría siendo tan elevada que su balance externo casi no se modificaría.

Finalmente, el que podría llevarse la peor parte es México. Desde la creación del NAFTA en 1993, este país se volvió cada vez más dependiente de la economía estadounidense tanto como mercado de destino para sus productos como por los flujos de inversiones.

En efecto, durante los '90, México recibió millonarias inversiones para la instalación de las célebres maquiladoras que pretendían aprovechar la mano de obra barata mexicana para exportar productos al mercado de los Estados Unidos.

No obstante, una eventual depreciación del dólar le haría perder buena parte de estas ventajas. De esta forma, los inversores norteamericanos tendrían incentivos a instalar las fábricas en su propio país.

Por otro lado, los empresarios mexicanos también podrían sufrir serias consecuencias. Sus productos, relativamente más caros ante un dólar débil, serían reemplazados por producción norteamericana. De esta forma, la burguesía industrial mexicana haría bien en ir explorando nuevos mercados (quizá en América Latina) e intentar agregar valor a sus bienes para reducir su exposición a los vaivenes de la moneda estadounidense.

En definitiva, la mayoría de los economistas creen que, tarde o temprano, será necesaria una depreciación del dólar para equilibrar las cuentas externas de los Estados Unidos. Desde luego, siguen existiendo divergencias sobre el cuándo, el cómo y el cuánto de esta depreciación.

Sin embargo, ya sea que se trate de un proceso gradual o una depreciación abrupta, lo único seguro es que introducirá profundos cambios en la economía mundial. Y las empresas ya deberían ir incorporando estas expectativas para no quedar mal paradas en el mundo futuro del dólar débil.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Los efectos de la revolución Mexicana en el México Actual

A tan solo unos días de que se conmemore el centenario del inicio de la revolución mexicana, me parece interesante señalar cuales son los efectos de esta que son visibles hoy en día, ya que varios de ellos explican porque el México de hoy en día es como es.Las causas que originaron esta revolución son mas que bien conocidas, la marcada desigualdad en la distribución de la riqueza (en este caso de las tierras ya que es como la gente de ese entonces relacionaba a la riqueza), la opresión de los trabajadores y la falta de oportunidades para que estos se desarrollaran entre muchas otras aberraciones del régimen de Porfirio Díaz, estas y muchas otras son las justificaciones completamente legitimas que orillaron al pueblo de Méxicoa levantarse en armas y comenzar una guerra civil que duro casi dos décadas , cobro la vida de mas de 1 millón de personas y paralizo la economía del país durante este periodo.La principal consecuencia que nos sigue hasta hoy en día es la orientación de nuestros g…

Soluciones para el desempleo

Como en cualquier otro país del mundo, México enfrenta altas tasas de desempleo como consecuencia de la actual crisis financiera, a continuación se presentan una serie de soluciones a este problema y ejemplos de cómo otros países lo han enfrentado.1. Políticas que generen incremento en la demanda agregadaSin lugar a dudas la principal causa de las actuales tasas de desempleo es la caída de la demanda agregada de la economía, para incentivar la demanda se pueden tomar medidas como reducir las tasas de interés, y aplicar una política fiscal expansiva, todo lo contrario a lo que el gobierno Mexicano planea hacer con el actual paquete fiscal.2. Subsidios al empleoTal y como lo ha hecho el gobierno federal un subsidio al empleo el cual sea entregado a empresas que no despidan trabajadores, esta medida aunque no soluciona este problema si ayuda a reducir el incremento de las perdidas de empleos.3. Políticas de contratación flexiblesLa implementación de políticas de contratación flexibles, q…

Que Factores Influyen en una Devaluacion

Este año hemos sido testigos como al igual que México otros países como Islandia, Argentina, Hungría, Ucrania han sufrido una abrupta devaluación de sus monedas, lo que nos lleva a preguntarnos que es lo que provoca que esto suceda cuando en países como México se suponía que su economía era lo suficientemente estable para que esto no ocurriera.

Inflación
Si la inflación es muy alta genera una devaluación de la moneda, ya que para contrarrestar la inflación el banco central incrementa la emisión de dinero, lo cual provoca una devaluación de la moneda cuanto la cantidad de dinero que se introduce al sistema financiero es mayor que la sale y esto no esta sustentado con un aumento en la actividad económica. La conexión entre la emisión de dinero y el incremento de la inflación no es un efecto inmediato ya que la cantidad de dinero que se encuentra en circulación en una economía no depende directamente de la cantidad de moneda que el gobierno emite influyendo otros factores como importacione…